Cooperación Aduanera

Uno de los objetivos de la Organización Mundial de Aduanas (originalmente establecida como Consejo de Cooperación Aduanera) y del Acuerdo sobre Facilitación del Comercio de la OMC es formular disposiciones, normas y buenas prácticas para proporcionar la base para una cooperación efectiva entre la aduana o cualquier otra autoridad pertinente que se ocupe de la facilitación del comercio y de las cuestiones de cumplimiento de las formalidades aduaneras. Otro objetivo importante consiste en aclarar y mejorar aspectos pertinentes de los Artículos V, VIII y X del Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio (GATT) de 1994, así como intensificar la asistencia técnica y el apoyo para el desarrollo de capacidad sobre facilitación del comercio.

La cooperación aduanera a nivel internacional tiene por finalidad mejorar el control de los flujos comerciales y la aplicación de las normas vigentes a través del intercambio de información sobre cuestiones aduaneras, como los datos de las declaraciones de exportación e importación, la información relacionada con los comerciantes y aquella relacionada con la valoración y el origen. Dicho intercambio de información representa actualmente un elemento clave en el AFC de la OMC, y el Artículo 12 de este Acuerdo contempla todos los elementos necesarios para dicho intercambio de información, a saber la necesidad del país solicitante de verificar su petición, proteger los datos intercambiados y garantizar la confidencialidad de estos últimos, y que dicho intercambio esté basado en el principio de reciprocidad. El AFC de la OMC también se refiere a los acuerdos bilaterales y regionales de asistencia administrativa recíproca, que siguen constituyendo el principal instrumento para que los gobiernos y las administraciones aduaneras se involucren en dicha cooperación. La cooperación aduanera también se lleva a cabo a nivel internacional a través de la Organización Mundial de Aduanas , estableciendo normas aduaneras internacionales y procedimientos armonizados e impartiendo formación y asistencia técnica a fin de desarrollar la capacidad de las aduanas para utilizar estos nuevos instrumentos.
La cooperación aduanera y la asistencia administrativa recíproca pueden desempeñar un papel importante en facilitar el comercio, dado que constituyen el principal elemento de control que permite que las administraciones aduaneras apliquen acuerdos internacionales, como el Acuerdo de la OMC en materia de Valoración o el Acuerdo sobre las normas en materia de Origen.